LOS CLÁSICOS LITERARIOS TOMAN EL SIGLO XXI

LOS CLÁSICOS LITERARIOS TOMAN EL SIGLO XXI

Los clásicos nunca mueren. Pasarán los años y Don Quijote seguirá cabalgando La Mancha sobre Rocinante, Romeo y Julieta seguirán enamorados, y el Lazarillo de Tormes seguirá pasando hambre.

Sin embargo, ¿por qué quedarse igual? ¿Por qué no recitar a Calderón de la Barca a ritmo de Hip Hop, convertir a Platero en un dibujo animado, o contar las hazañas del Mio Cid ambientándolo en el espacio?

La Asociación de Editores de Madrid propone en su concurso de lectura anual que les demos una vuelta de tuerca.

Ese es el medio mediante el que la Asociación de Editores de Madrid, en colaboración con la Comunidad de Madrid, pretende fomentar la lectura entre los jóvenes.

Este año el concurso de lectura premiará la entonación, la fluidez, la claridad y la emoción puesta en realizar la lectura, como en anteriores ocasiones, pero también pretende conquistar las redes sociales con vídeos y propuestas que mezclen los clásicos literarios con otras propuestas artísticas contemporáneas como el cine, los cómics, la música o los videojuegos. La originalidad, de la propuesta, la argumentación para unirla y la edición del vídeo serán también clave en lograr alcanzar la final.

Los centros que quieran participar tienen hasta el 31 de enero del 2017 para subir un vídeo de no más de 10 minutos a través de la plataforma habilitada en el web del concurso, http://concurso-escolar-lectura.es/ . Luego, un jurado elegirá los finalistas, los cuales ya recibirán un premio para el grupo de alumnos, y otro para el aula-colegio. Habrá dos categorías, una para 1º-2º de Eso, y otra para 3º-4º.

Todos los grupos que lleguen a la final conseguirán packs de libros para el aula y los alumnos del grupo, así como diplomas y una placa para colegio y profesor.

Los ganadores, además, recibirán una impresora 3D y 2 robots educativos para el aula, que irán acompañados de sendos cursos de impresión 3D y robótica.

Una excelente forma de fomentar la lectura, y de que profesores y alumnos trabajen juntos demostrando (y descubriendo) que los clásicos de siempre siguen muy vivos.

Sin Comentarios

Deja tu comentario